Aerolíneas de bajo costo ofrecen pasajes casi a precio de bus.Aer Baratisimos!!




Por tratarse de una noticia excelente para los colombianos en cuanto a una nueva aerolinea de bajo costo, que permitirá viajes punto a punto a unos precios verdaderamente economicos y baratos, si los clientes viajeros desean servicios adiconales, tendran que pagar por ellos.

Dejo la nota que escribio el diario el tiempo sobre esta modalidad en Colombia y la nueva aerolinea.

http://www.vivacolombia.co/co/nuestraaerolinea.htm

En Colombia ya hay tres aerolíneas de bajo costo y ahora despega Viva Colombia.


Este viernes, en un trayecto entre el aeropuerto José María Córdova, en Rionegro (Antioquia) y Bogotá, se realiza el primer vuelo comercial de la aerolínea Viva Colombia, que con su modelo de bajo costo ofrecerá trayectos desde 54.000 pesos (con impuestos incluidos). (Lea más detalles sobre Viva Colombia)
Los primeros tres aviones Airbus A-320 de esta empresa (al final del 2012 serán cinco), cada uno con capacidad para 180 personas, cubrirán cinco rutas, de las 32 que ya le fueron autorizadas por la Aeronáutica Civil, a partir del primero de junio. (Vea una twittcam con el presidente de Viva Colombia, Fred Jacobsen)


De esta manera, en el país se extiende esta tendencia de viaje que, según los Servicios de Inteligencia de Negocios de Iata (Asociación Internacional de Transporte Aéreo), utiliza el 20 por ciento de los cerca de 2.800 millones de pasajeros que vuelan en el mundo cada año (estudio realizado por SRS Analyzer).
A Colombia llegó esta ola a finales del 2007, con EasyFly, que cubre rutas a destinos como Yopal y Cúcuta. Luego vinieron las estadounidenses Spirit Airlines y JetBlue, que vuelan a Florida (Estados Unidos). Estas líneas aéreas se caracterizan por ofrecer tarifas bajas, a cambio de eliminar servicios que los pasajeros reciben en las aerolíneas tradicionales, como enviar maletas en la bodega del avión, tomar un refrigerio durante el vuelo y, a veces, incluso tener una silla asignada en la aeronave.

De hecho, buscan que sus clientes paguen por disfrutarlos. ¿Cómo lo logran? Con el fin de vender pasajes a precios que, según Fred Jacobsen, presidente de Viva Colombia, pueden ser entre 30 y 40 por ciento más baratos que los de sus competidores, se implementa un modelo de negocios que permanentemente busca ahorros.

Según Juan Emilio Posada, presidente de la junta directiva de esta compañía, el principal gasto de una aerolínea lo representa el combustible (entre el 30 y el 40 por ciento); y el resto se distribuye entre el mantenimiento de los aviones, la mano de obra y los costos de los aeropuertos.

En el caso de Viva Colombia, el negocio consiste en la simplicidad. Primero, en tener una flota unificada (Airbus A320), lo que facilita el entrenamiento de pilotos y el mantenimiento del avión.

También, en eliminar gastos en los que se incurre al tener productos como salas VIP; en aprovechar al máximo la capacidad de cada aeronave y en cobrar por servicios adicionales que, de acuerdo con Jacobsen, representan entre el 10 y el 20 por ciento de los ingresos de la empresa.

Igualmente, se incentiva la flexibilidad de los empleados. "Me van a ver en la rampa cargando maletas, ayudando a bordo y en los mostradores. Los pilotos apoyarán en algunas labores, lo mismo que los auxiliares de vuelo. Entre menos personal haya por avión, tendremos tarifas más bajas", dice.

Lo que los colombianos pueden esperar es un servicio básico, en el que la puntualidad será clave para ahorrar costos. "Lo que el pasajero necesita es seguridad y bajo costo. Todo lo demás es suntuario", agrega.
De acuerdo con Jacobsen, volar ha sido sinónimo de algo elitista. "Las aerolíneas de bajo costo buscan masificar el transporte aéreo", afirma, y añade que para vuelos de no más de cuatro horas esta fórmula es ideal.

"Hace 30 años menos del 10 por ciento de las aerolíneas eran de bajo costo. Hoy, entre un 30 y 40 por ciento lo son", afirma.
A pesar de la buena acogida entre los turistas, no ha sido fácil lograr que líneas aéreas tradicionales implementen este modelo de negocio.
En el caso de Iberia, en los últimos meses hubo resistencia de los empleados para poner a volar Iberia Express, ya que veían en la nueva aerolínea una amenaza, pues alegaban que causaría recortes y pérdidas en puestos de trabajo.

La idea también atrae a compañías como la alemana Lufthansa, que dentro de su grupo ya cuenta con la German Wings, una línea de bajo costo, y que además está interesada en poner en marcha otra más que cubra rutas cortas en Europa.

En Europa se destaca Ryanair, que cada año transporta a 75 millones de pasajeros. Esta empresa produce utilidades superiores a 250 millones de euros anuales y cuenta con una flota de más de 250 aviones en Europa.

En España también es protagonista Vueling, mientras que en el Reino Unido y en el resto de Europa easyJet es protagonista importante; al igual que Southwest Airlines, en Estados Unidos, y Air Asia, en Tailandia.
Esta tendencia ha tomado fuerza en años recientes, pero no es nueva. Perry Flint, director de Comunicaciones de Iata para las Américas, explica que la primera compañía aérea de bajo costo fue Southwest Airlines, que en 1971 empezó a operar en Texas (Estados Unidos).
Radiografía de Viva Colombia

Viva Colombia comenzará a operar con tres aviones Airbus A320, con capacidad para 180 pasajeros.

La base de la compañía será el aeropuerto José María Córdova, en Rionegro (Antioquia), desde donde hoy comenzará a operar un vuelo diario a Bogotá.

Desde el primero de junio también volará entre Medellín y otros cinco destinos: Cartagena, Cali, Barranquilla, Bucaramanga y Montería.
Por tratarse de una aerolínea que ofrece precios bajos, existen restricciones y multas a la hora de cambiar la fecha de un vuelo.
De hecho, Fred Jacobsen, presidente de Viva Colombia, explica que si un tiquete se compra y no se usa, se pierde, "como cuando uno compra una boleta para ir a cine y no va: se pierde la boleta".

En cuanto a los pilotos de la aerolínea, Jacobsen cuenta que varios de ellos han volado muchos años y que la compañía tiene un esquema en el que la compensación básica es menor que en otras aerolíneas, pero que, gracias a incentivos por productividad, "el variable puede ser superior".
El presidente de la línea aérea aconseja evitar volar en escalas, pues la operación está pensada de punto a punto.
Una fortaleza de la aerolínea está en volar en horarios poco congestionados, con el fin de evitar incurrir en gastos adicionales, como los que causan sobrevuelos y tiempos de espera en los aeropuertos, y que se reflejan en un aumento en el consumo de combustible.

Por esta razón, a Bogotá volará al mediodía, y no en horas pico. Aunque se privilegian las transacciones por Internet, Viva Colombia implementará la opción de pagar tiquetes en efectivo, en puntos de Baloto.
Viva Colombia tiene relación con Ryanair, una aerolínea de bajo costo que transporta a 75 millones de personas al año, que produce utilidades de más de 250 millones de euros anuales y cuenta con una flota de más de 250 aviones en Europa.

"La familia fundadora de esta empresa creó el fondo de inversión Irelandia, que ha invertido en aerolíneas de bajo costo en todo el mundo, y que es uno de los cuatro inversionistas de Viva Colombia", dice Jacobsen.

JUAN URIBE
Redactor de EL TIEMPO

Este articulo pertenece a El Tiempo y se encuentra en http://www.eltiempo.com/vida-de-hoy/viajar/ARTICULO-WEB-NEW_NOTA_INTERIOR-11873243.html

Enhanced by Zemanta